RSS

Analiza la Vida

07 Sep



A lo largo de la vida, vemos como nuestros amigos de la infancia desaparecen, mueren, se van, dejando una huella en nosotros, recuerdos inolvidables de acciones, momentos y palabras que a su vez se irán con nosotros y que dejaremos de legado a nuestros sucesores.


Pero diremos, así es la vida, es la ley natural, lo cual es cierto sin embargo, aprendemos de ello?, nos fijamos en lo que esa despedida nos ha enseñado, lo que ha costado una vida para dejarnos algo en nuestro interior? Hemos aprendido y reflexionado con las acciones y lecciones que esa persona dejó a su paso por el mundo? Aprendimos de sus cosas positivas para mejorarlas y también de las negativas para no emularlas?


Las lecciones de la vida no solo se limitan al campo personal, nuestra vida esta hecha de nosotros y de los seres que en conjunto nos rodean. Por corta que haya podido ser la relación con una persona, seguramente podremos recordar y reconocer de ella algo que nos haga reír, llorar, molestar e incluso añorar, por lo tanto, cada ser humano lleva valor en su interior, un valor único e irrepetible que se despide del mundo con él y que solo mantenemos los que nos quedamos en la nave espacial mientras lo recordamos, honramos y emulamos en sus mejores aspectos.


Ha sido y será parte de nuestra naturaleza humana el recordar e incluso copiar en muchas ocasiones aquellas personas que han dejado una profunda enseñanza en nosotros. Es por ello que merecen nuestro respeto y recuerdo, sobre todo con el objetivo primordial de transmitir esos valores a las generaciones futuras en aras de mejorar constantemente la raza humana.


Es necesario valorar el pasado, evaluarlo, analizarlo para revisar cuales fueron los errores cometidos, corregirlos y continuar nuestro camino con mayor sabiduría, conocimiento y bondad. Sobre todo con la convicción de saber que podemos vivir y compartir cosas que antes era imposible gracias a las comunicaciones y la memoria histórica de la que podemos disfrutar gracias a las nuevas tecnologías. Esta en nuestras manos el futuro de esta humanidad que por siglos se ha mutilado a si misma, con los horrores de las guerras y los deseos infames de muchos hombres sin escrúpulos. 


Recuerden:
“No os toméis la vida demasiado en serio, de todos modos no saldréis vivos de esta”


Saludos,
Jesús Grande
E-mail: jmanuel.grande@gmail.com

Anuncios
 
Deja un comentario

Publicado por en 7 de septiembre de 2011 en aprendizaje, Coaching, Jesus Grande, sociedad, vida

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

 
A %d blogueros les gusta esto: